TODA LA INFORMACIÓN SOBRE MURIAS DE PEDREDO

Información, lugares de interés, fotos de Murias de Pedredo


MURIAS DE PEDREDO

Todo lo que debes saber sobre Murias de Pedredo

Murias
de
Pedredo

Es uno de los pueblos singulares del municipio de Santa Colomba de Somoza, pues todavía conserva construcciones con cubierta de paja de centeno, en mejor o peor estado.

Se halla a 950 m de altitud, junto al río Turienzo. Desde el punto de vista arqueológico, de alguna manera comparte con su vecino Pedredo el castro romanizado que toma el nombre de esta última localidad. No hay que olvidar que la zona fue motivo de explotaciones auríferas en época romana, de las que permanece su huella en los pagos de Las Murias, Los Foyos y Las Lagunas.

La primera vez que se cita el pueblo en documento escrito sucedió en 1104. Otros datos de época medieval le relacionan con el camino que unía Benavente con El Bierzo, del que obtuvieron beneficio los vecinos que se dedicaron a la arriería. Otro dato histórico fue su pertenencia al Señorío de los Osorio, del que se conserva una torre en Turienzo de los Caballeros.

La iglesia parroquial de San Juan Evangelista es obra del siglo XVIII, sustituta de otra anterior que estaba a las afueras del pueblo. Es de cruz latina, con la capilla mayor decorada a base de yeserías. El retablo principal es de mediados del siglo XVIII, presidido por la imagen de San Juan, que tiene a los lados la de Santa Bárbara y la de San Antonio de Padua. En las capillas del crucero se instalaron el retablo rococó de la Virgen del Rosario, cuya imagen es del siglo XVII, y el de Ntra. Sra. de las Angustias, de la misma época. Otros dos retablos neoclásicos dedicados al Santo Cristo y a Santa Ana, completan la escenografía. Destacan asimismo, la imagen de la Virgen de la Portería, talla de finales del siglo XVIII, y una magnífica cruz procesional de finales del siglo XVII.

Su fiesta patronal está dedicada a San Juan Evangelista, que según el santoral corresponde al 27 de diciembre. Dada la fecha, prevalece la fiesta de La Sacramental, que se celebraba en la Octava del Corpus y que ahora ha pasado al penúltimo domingo del mes de agosto.